La etapa senil en mi mascota.

MC MVZ Gerardo Garza Malacara

Lo único que no perdona la vida, es el tiempo, y nuestros perros y gatos no son la excepción y tarde o temprano se llega a esta edad en la cual debemos tener un mayor cuidado y atención para nuestros amigos. Desde temprana edad fueron excelentes compañeros y dieron todo sin esperar recibir nada.

Es importante cuidarlo más que antes y llevarlo con su Médico Veterinario para que sea revisado y realizarle un chequeo completo para ver como se encuentra su funcionamiento hepático, renal, cardíaco, en fin un examen exhaustivo, y de acuerdo a su estilo de vida se le recomendará un alimento que se ajuste a sus necesidades y actividad además de a su estado físico.

Los animales que llegan a lo que conocemos en humanos como la tercera edad son más sensibles a cambios de temperatura y a modificaciones en su dieta por lo que cuando se tenga que realizar alguna modificación a esta debe ser gradual hasta llegar a consumir la cantidad de alimento recomendado al 100 por ciento, viven a un ritmo más lento y buscan el cariño de sus dueños con mayor esmero.

La vejez de los perros en su mayoría se hace evidente con la aparición de canas y su piel empieza a hacerse más seca y menos elástica. Con la edad su actividad física y metabólica se ve disminuida por lo que necesita consumir menos alimento o un alimento que contenga una buena calidad y cantidad de proteína junto con la presencia de fibra que apoye a su estado en general como es el que no se llegue constipar, menor cantidad de grasa para satisfacer mejor sus requerimientos.

Dentro de las razas tan diferentes que existen en el mundo, el envejecimiento se llevará a cabo de acuerdo a la raza y a la condición en que se encuentre, muchas veces vemos a mascotas que tienen 10 o 12 años y que no han perdido movilidad, y al mismo tiempo podemos encontrar a algunos que apenas tienen 7 u 8 años y que la edad se les vino encima y esto generalmente por no ofrecer una dieta adecuada o a trastornos sufridos durante su juventud o madurez.

Por lo general los perros de razas grandes tienden a envejecer a edades más tempranas que los perros de razas pequeñas.

Al menos que su perro tenga algún tipo de problema de salud o él mismo muestre cambios en su conducta, no hay razón para cambiar su rutina de paseos, ni de juego. Los perros se acostumbran a su vida diaria, y preferirán no hacer cambios pueden jugar, dormir o comer en el lugar acostumbrado sin que exista modificación alguna.

Existen alimentos balanceados de diferentes características desde los alimentos húmedos a los secos que están elaborados para estos perros de edad avanzada (que suelen comer menos y por lo tanto tienen un mayor valor energético y son más fáciles de digerir) y que no producen obesidad ni trastornos por exceso de minerales como puede ser la sal y que les es dañino sobre todo en aquellos en donde su corazón empieza a tener algunas arritmias.

La senilidad de las mascotas es una etapa que se puede disfrutar junto con la mascota cuanto y más si llega en un estado saludable. Un alimento hecho en casa por lo general contará con niveles altos de grasa o minerales que pueden producir trastornos en nuestra mascota, la manera ideal de nutrirlos será a través de alimentos balanceados comerciales preparados especialmente para ellos.

Recuerda:

“Una mascota sana es una mascota feliz”

Web: www.mascotaspfi.com

Redes sociales: Facebook

Tú nombre (requerido)

Tú e-mail (requerido)

Tú mensaje

Shares

Tags: , ,



Back to Top ↑
  • Suscribirme al Boletín

    ¡Reciba las últimas noticias e información!

Pin It on Pinterest